MW Cirugía Estética

 

 

Consulte Gratis

Tel. (54-11) 4964-3611
Billinghurst 1193
Piso 5 A
Ciudad de Buenos Aires Argentina.

 

Contacto

 




Por qué hacerse un lifting

Pasan los años y nuestro rostro comienza a hacer visible ese paso de la vida. El efecto de la gravedad, el estrés y la exposición a veces desmesurada al sol provocan cambios en nuestra cara. Empezamos a notar surcos que se van haciendo cada vez más profundos entre la nariz y la boca, los pómulos comienzan a caerse, mientras que alrededor del cuello se acumula grasa y más arrugas.

Es entonces cuando comenzamos a pensar en la opción de una cirugía plástica, en este caso el lifting facial. En este artículo te brindamos toda la información para que conozcas más sobre este tipo de intervención quirúrgica.

Qué es el lifting facial

Es una cirugía plástica de lifting facial que se realiza para eliminar las arrugas faciales, corregir la flaccidez del rostro y el cuello, y para eliminar depósitos de grasa u otros signos sufridos por el paso de los años y la edad.

El lifting se lleva a cabo mediante un conjunto de técnicas quirúrgicas que utilizan cortes y suturas, mediante las cuales se eliminan los tejidos excedentes.

Es importante saber que el lifting no detiene el envejecimiento, sólo puede reparar y mejorar el estado facial al momento de la cirugía, pero con el paso de los años serán necesarios los retoques para mantener la frescura del rostro.

El lifting puede realizarse en conjunto con la blefaroplastia (levantamiento de párpados) o la rinoplastia (operación de nariz).

Edad aconsejable

La edad en la que generalmente se operan los pacientes es entre los 40 y 60 años, cuando si bien su cara está experimentando las marcas del envejecimiento, su piel todavía conserva cierta elasticidad. De todas maneras, la operación también puede hacerse exitosamente entre los 70 y 80 años.

El Lifting facial

antes y despues

La entrevista con el cirujano

rejuvenecimiento facial, bioestimulacion, tecnicas de lifting, lifting antes y despues, lifting precio, lifting facial, costo lifting, lifting tecnica quirurgica, lifting fotosPrevio a la cirugía de lifting, el primer paso es conocer al cirujano que estará a cargo de la operación. Es muy importante la comunicación entre el profesional y el paciente, para poder evacuar todas las dudas y aplacar todos los miedos o fantasías que se tengan.

Durante esta primera consulta se estudiará el contorno facial, la piel y la estructura ósea para ver y decidir cuál es el mejor camino quirúrgico a tomar, debajo citamos algunas.

Técnicas quirúrgicas

La técnica quirúrgica más adecuada se decidirá según la fase de envejecimiento facial que tenga el paciente.

  • Minilifting: Es un estiramiento menor con una incisión en el extremo inferior de la oreja.
  • Lifting clásico: Este tipo de intervención es recomendada para casos de envejecimiento facial avanzado y requiere de una incisión más extensa que se realiza por la frente.
  • Lifting completo: Esta cirugía está indicada para un grado de envejecimiento facial mayor.

Es importante que el paciente evacue todas sus dudas sobre la cirugía para conocer todo el procedimiento antes de operarse y hacerse un lifting facial. Entre las consultas más comunes de los pacientes pueden puntualizarse las siguientes:

- Tipo de anestesia

Puede realizarse con anestesia local y sedación, o anestesia general. Esto depende de la complejidad de la operación y de la recomendación del cirujano.

- Lugar donde se hará

Es importante saber en qué lugar se hará la intervención, dado que allí proporcionarán todos los aparatos necesarios para la operación.

Riesgos y contraindicaciones del lifting facial

Por lo general el riesgo de complicaciones en este tipo de intervención es poco, pero de todas formas es recomendable conocer cuáles serían en el caso de suceder.

Costo del lifting

El costo de la operación dependerá del grado de dificultad que presente la intervención en cada caso, ya que en algunas ocasiones, como ya se ha explicado, se asocian varios procedimientos en la misma.

Resultados de la cirugía

Es importante que el paciente comprenda que los resultados no durarán de por vida, dado que más allá del lifting en el rostro, este seguirá envejeciendo naturalmente.

Antes del lifting

Para la correcta preparación antes de la cirugía, el médico le proporcionará instrucciones específicas sobre cómo hacerlo. En primera instancia se le pedirá un examen prequirúrgico que normalmente incluye el análisis de sangre, análisis de orina, prueba de coagulación y electrocardiograma. Son importantes para asegurarse de que no hay ninguna anomalía a tomar en cuenta, y de esta forma minimizar los riesgos de la cirugía.

Es necesario también que el paciente especifique si sufre algún tipo de alergia, cirugías previas que haya tenido, si es fumador, si está bajo tratamiento o toma algún medicamento habitualmente, si consume alcohol de forma diaria o cualquier otra cosa que pueda alterar el curso normal de la operación.

Luego de constatar que no existen anomalías que impidan el lifting facial, se dará una serie de indicaciones que el paciente deberá seguir unos días antes de la operación.

Estas son algunas de las indicaciones:

    • No fumar durante los 15 días previos al lifting
    • No tomar medicamentos antiinflamatorios como el ibuprofeno o anticoagulantes como la aspirina durante los 10 días previos a la operación. Y siempre contactar al médico antes de ingerir cualquier medicamento.
    • Tener una alimentación sana y rica en hierro.
    • Llegar a la cirugía con un mínimo de 8 horas de ayuno.
    • Concurrir a la operación con algún acompañante que pueda asistir al paciente cuando le den el alta.

Procedimientos del lifting facial

La operación se realiza en un quirófano equipado con todos los aparatos necesarios para la cirugía. La anestesia puede ser local con sedación o general, según la complejidad que presente el lifting. En el caso de utilizar anestesia local y sedación, el paciente estará relajado pero no dormido como en el uso de la anestesia general.

La cirugía tiene una duración de 4 horas aproximadamente, en las cuales se trabaja en cara y cuello. Las incisiones suelen ocultarse en el pelo, por delante de la oreja y detrás de la misma. En la operación, los tejidos faciales y del cuello son separados de la musculatura para obtener un estiramiento adecuado. La grasa puede ser extirpada o liposuccionada en el cuello o la barbilla.

El alta del procedimiento se da luego de las 24 horas de la operación, esto significa que el paciente debe quedarse una noche internado.

Después del lifting

Luego del lifting suele haber leves molestias y por lo general son aliviadas por la medicación prescripta por el cirujano para el postoperatorio.

Las molestias se sienten por las zonas de piel adormecida, que en el transcurso de las semanas irán desapareciendo.

El paciente deberá mantener la cabeza elevada durante unos días después de la operación para evitar que se inflame más y dentro de lo posible realizar reposo para que su cuerpo emplee toda su energía en cicatrizar las heridas.

Los drenajes, si se colocaron, se retiran en un par de días al igual que los vendajes.

Riesgos del lifting facial

Las complicaciones en cirugías como este tipo de lifting no son habituales. Pero en el caso de presentarse, pueden ser hematomas, lesión de nervios que controlan los músculos faciales, infección o reacciones a la anestesia. En el caso de los pacientes fumadores, puede complicarse la buena cicatrización y quizá tarde más tiempo de lo usual.

Para evitar sufrir complicaciones lo recomendable es seguir al pie de la letra las indicaciones dadas por el cirujano para el pre y postoperatorio.

Los resultados del lifting

Los resultados son realmente muy buenos. Es necesario que el paciente entienda que tardará unos meses en ver el resultado final, dado que los moretones tardan un tiempo en irse y el pelo y la piel también necesitan tiempo para volver a tener la elasticidad y vitalidad normales.

En relación a las cicatrices, estas quedarán ocultas por el pelo, y no tendrá necesidad de usar ni pañuelos ni ningún otro tipo de accesorios para taparlas.

Por último es importante saber que el resultado es transitorio, dado que el rostro al igual que todo el cuerpo seguirá envejeciendo normalmente y será necesario realizar retoques a la cirugía luego de unos años si así se desea.

Consultanos por el mejor tratamiento